NOTICIAS

14.04.2021 | Gobernación

CAPITANICH LLAMÓ A SUS PARES DEL NORTE GRANDE A TRABAJAR UNIDOS: “SALVAR VIDAS NO PUEDE SER MOTIVO DE ESPECULACIÓN POLÍTICA, ELECTORAL, NI MUCHO MENOS PARTIDARIA”, ASEGURÓ

Durante el encuentro con sus pares gobernadores de las provincias de la región, el mandatario chaqueño hizo un llamado a la unidad y a la coordinación para afrontar la segunda ola de la pandemia por Covid-19. “Decidir hoy es pensar en el futuro. el tiempo perdido no se recupera jamás”, aseguró.

El gobernador Jorge Capitanich, presidente Pro-Tempore del Consejo Regional del Norte Grande Argentino (NGA), mantuvo una teleconferencia con mandatarios provinciales, con quienes acordaron una serie de decisiones en el marco de la situación sanitaria por Covid-19. En este sentido, el mandatario se refirió a las medidas y sostuvo que “salvar vidas no puede ser motivo de especulación política, electoral, ni mucho menos partidaria”.

“Hoy no es tiempo de especulación política ni de consignas partidarias. La unidad nacional que tanto se declama debe ejercerse hoy”, afirmó el mandatario luego de la teleconferencia. Además, agregó: “No podemos dilatar la toma de decisiones, pues el dilema en estas circunstancias es administrar el número de contagios impulsado por el virus o ser administrados por la dinámica de contagios que el virus propone”.

En ese marco, el gobernador chaqueño informó cuáles fueron las decisiones adoptadas por los gobernadores del Norte Grande, vinculadas al contexto de crecimiento exponencial del número de casos en toda la república argentina. Del encuentro participaron Gildo Insfrán (Formosa), Gerardo Morales (Jujuy), Raúl Jalil (Catamarca) Oscar Herrera Ahuad. (Misiones), Ricardo Quintela (La Rioja), Juan Manzur (Tucumán) y Gerardo Zamora (Santiago del Estero) y Gustavo Sáenz (Salta).

Como primer punto, los mandatarios definieron respaldar el plan de vacunación impulsado por el Gobierno nacional. “a los efectos de maximizar la adquisición del número de dosis necesarias y suficientes para inmunizar a las personas que presentan factores de riesgo en cada una de nuestras provincias en el menor plazo posible”. Paralelamente, consideraron prioritario potenciar la provisión de dosis para la vacunación antigripal en grupos de riesgo a los efectos de prevenir enfermedades de tipo influenza.
Además, decidieron promover, impulsar y coordinar con el Gobierno nacional la aplicación de medidas de restricción de circulación “a los efectos de disminuir el número de contagios mediante políticas de shock a los efectos de evitar el colapso sanitario”.

En este marco, avanzarán en el desarrollo y ejecución de manera conjunta de una plataforma digital, con implementación unificada de una aplicación individual a residentes y no residentes de las provincias, que implique un “Pasaporte Covid-19” para controlar de manera inteligente la circulación de personas y vehículos en tiempo real.
Fortalezas y debilidades.

Como resultado de la reunión, Capitanich realizó un repaso por las fortalezas y debilidades que se desprenden de este tiempo en pandemia. Como fortalezas, el gobernador resaltó la provisión de vacunas, su alta efectividad para reducir la letalidad, al personal sanitario vacunado, la posibilidad de mejorar y aumentar la capacidad instalada del sistema sanitario, y la incorporación del plasma convaleciente sanguíneo y del suero hiperinmune equino como remedios eficaces para pacientes.

En cuanto a las debilidades, el mandatario nombró factores como “una población cansada, agobiada y angustiada para enfrentar los efectos de la misma”, así como también “el relajamiento en el acatamiento de las normas y restricciones". "La pandemia provocó un impacto económico, fiscal y social de las restricciones producto de la menor circulación de personas y el diferimiento de plazos estipulados para la atención de otras patologías, provocando tensión dentro del sistema sanitario", agregó.

“Frente a nuestras fortalezas y debilidades podemos visualizar también un escenario de oportunidades. El aumento en la provisión de dosis permitirá cubrir nuestra población de riesgo y disminuir drásticamente la internación y la letalidad, logrando al mismo tiempo nuevas demandas de administración de la pandemia mediante sistemas inteligentes de monitoreo y control”, resaltó Capitanich.

Sin embargo, el mandatario también recordó que el colapso del sistema sanitario por un aumento exponencial del número de casos “es una grave amenaza”, para el cual “sólo hay dos opciones: más vacunas y menos contagios. y menos contagios dependen de restricciones a la circulación de personas y el cuidado de las mismas como un deber cívico y social. En estas circunstancias nadie se salva solo. Salvar vidas no puede ser motivo de especulación política, electoral, ni mucho menos partidaria”.

Por último, el jefe del Ejecutivo cerró afirmando que “sabemos muy bien que la restricción de circulación implica efectos económicos y sociales. Estos deben repararse mediante medidas y acciones específicas en materia fiscal de parte del Estado nacional, en cooperación con las provincias argentinas. Decidir hoy es pensar en el futuro. el tiempo perdido no se recupera jamás”.