NOTICIAS

GOBIERNO AVANZA CON LA REFACCIÓN Y AMPLIACIÓN DEL MINISTERIO DE LIBERACIÓN Y RESTAURACIÓN EBEN-EZER

El ministro Chapo recorrió la obra que está próxima a ser inaugurada con capacidad y equipamiento para recibir a 150 personas. Además, visitó las instalaciones de la Iglesia Luterana “Misión María Magdalena” y realizó un primer relevamiento de las necesidades de intervención.

El Ministerio de Gobierno y Trabajo, avanza con la etapa final de la obra de refacción y ampliación del Ministerio de Liberación y Restauración Eben-Ezer, ubicado en el barrio Villa Don Alberto de Resistencia. En la institución religiosa se realizan trabajos de construcción y arreglos, mampostería, instalaciones eléctricas, sanitarios, cocina, colocación de aberturas y cerramiento del lugar.

 

De esta manera, con las refacciones y ampliaciones el lugar adquirirá capacidad para recibir a 150 personas. “La obra está avanzada y será inaugurada pronto con todo el equipamiento necesario”, contó Chapo y agregó que bajo la órbita del ministerio se encuentra la Dirección de Cultos mediante la cual se trabaja con todos los cultos de la provincia y con todas las religiones a través de la mesa interreligiosa.

 

El pastor Diego Avalos detalló que en el lugar se brinda servicio de comedor y de copeo entre semana. “Estas obras nos ayudan mucho para mejorar el espacio y poder realizar nuestras actividades de forma tranquila, en un ambiente más cómodo y con más personas”, aseguró.

 

 

 

 Iglesia Luterana “Misión María Magdalena”

 

El ministro Chapo también visitó las instalaciones de la Iglesia Luterana “Misión María Magdalena” del barrio Juan Bautista Alberdi de Resistencia. “Las personas de la iglesia nos habían pedido intervenir en la infraestructura del lugar con el objetivo de garantizar mayores condiciones de seguridad”, explicó el titular de la cartera de Gobierno.

 

En la institución se brindan servicios de comedor comunitario a 170 niños y niñas. Además, allí está la salita de un Centro de Salud que atiende de lunes a sábados. Valeria Cañete, parte del sector administrativo de la iglesia, mencionó que al lugar asisten cerca de 300 chicas y chicos.